Realizarse la técnica FUE o adoptar ciertos hábitos pueden ser la solución

La caída del cabello es uno de los problemas que más afecta a la población y es generado por una serie de factores, como la genética, deficiencias nutricionales, anemia, estrés, cambios hormonales, entre otros. Sin embargo, la buena noticia es que se puede solucionar con la técnica FUE o adoptando ciertos hábitos.

El cabello forma parte de nuestro organismo y cuando este se encuentra un poco débil, empieza a caerse con facilidad, así es importante atacar el problema a tiempo para evitar problemas mayores, como por ejemplo, la alopecia o la calvicie.

tecnica fueCuando el problema de la pérdida del cabello es algo imparable y no responde a ningún tratamiento, lo mejor es optar por la técnica FUE, la cual consiste en extraer unidades foliculares de las zonas posteriores de la cabeza e insertarlas en aquellas donde se encuentra poco cabello.

No obstante, este tipo de procedimientos no son la única opción, ya que adoptando buenos hábitos se puede estimular el crecimiento del cabello y evitar su pérdida.

A continuación, estos sencillos consejos ayudarán a reducir este problema y empezar a notar cambios en poco tiempo:

  • Alimentarse correctamente: el cuerpo se nutre de todo lo que ingresa a él, así que si se adopta una dieta saludable, rica en vitaminas e hierro, es probable que los folículos capilares se fortalezcan.
  • Hidratarse es indispensable: el cabello se cae menos cuando se encuentra hidratado y beber agua es uno de los hábitos más saludables para conseguirlo. Por lo general, es recomendable es beber de 7 a 8 vasos diarios durante todo el día
  • Evitar productos químicos: tanto las mujeres como los hombres aplican productos químicos sobre el cabello, los cuales la mayoría contienen componentes que perjudican el cuero cabelludo y su salud.
  • No usar planchas ni secadores: el uso de estos aparatos debilitan el cabello y favorecen su caída. Lo mejor es amar el cabello y usarlo al natural, ¡él lo agradecerá!
  • Los masajes ayudan significativamente: científicamente está comprobado que la caída también se debe a la falta de circulación sanguínea en la cabeza, por lo que es recomendable realizar suaves masajes sobre el cuero cabelludo unos 10 o 15 minutos.

Si se observa la caída del cabello por mucho tiempo aun cuando se tenga un buen plan de cuidados, lo mejor es consultar con un especialista.